Abrid las puertas a los mejores

Abrid las puertas a los mejores.
Son hombres fuertes
estas palabras.
¡Remad malditos,
a la poesía!
A mi, mis hombres,
a mi, metáforas.
Luchad sin freno,
hasta las últimas.
¡Ave!, mejores,
¡Ave! Palabras.

3 comentarios sobre “Abrid las puertas a los mejores”

Deja un comentario