CAMINOS POR ANDAR

No se puede vivir con miedo. Cómo cuando se tiene ese miedo a pensar que puedes caer y al final te caes, o cuando tienes ese miedo a no ganar sin haber arriesgado y ese mismo miedo de tenerlo todo y perderlo algún día. La vida, es mucho más que una película de terror. Cada día que vivimos, son escenas que nosotros mismos vamos creando. Le damos ese toque de suspense cuando se nos presenta algo inesperado que tenemos que descubrir, sin saber que es lo que nos espera detrás. Es también, la tragicomedia cuando se llora si las cosas que queríamos terminan por torcerse y nos invade de tristeza, pero es la alegría y la sonrisa cuando los sueños e ilusiones vuelven a llamar a nuestra puerta. Las escenas son cada camino que a lo largo de este tiempo hemos ido pisando. A veces unos cuestan más que otros recorrerlos, y no por eso, dejamos de andar. El miedo quizás, termine perdiéndose en uno de ellos.

3 comentarios sobre “CAMINOS POR ANDAR”

  1. no creo que se pierda el miedo..
    ¿quien no tiene miedo a algo?

    al amor, a la vida, a las personas, a las arañas, a los aviones, a los sitios cerrados, a las alturas..

    Pienso, algunos miedos sí se acaban perdiendo por caminos que no son los mismos por los que caminamos, tambien pienso que otros, siempre estarán ahí.

    no se puede vivir con miedo.. me gusta mucho, y viene bastante bien para estos días en los que estamos viviendo.

  2. Los miedos existen pero el hecho de caminar dejándoles sólo un pequeño margen de influiencia hace que los superemos continuamente. Caminar. Caminar hacia adelante y superar la intensidad del miedo hasta que sólo sea un débil reflejo en nuestras vidas.

Deja un comentario