Niña rapaciña. marcada por la injusta justicia

Os cuento la historia de una rapaciña
Que siendo pequeña, ya no era una niña
Ante aquel espejo, a un monstruo veía
Su suerte inestable pronto rompería

Desde muy pequeña leer la atraia
Solo de los santos historias había
Muerte y sufrimiento solo esto leía
En aquella casa librería vacía

Sin timón, curiosa, pronto aprendería
De jipys y drogas que suerte la mía
De niña a mujer sin adolescencia
Con trece escapose a Villa garcía

Trabajo el alambre, y amor no venia
Su amiga del alma la odiaba reía
Envidia y dureza la regalaría
Su espíritu roto, cuando sanaría

Decían que era bella pero ella sufría
Con dieciséis años llego a Yeserias
Anfetas y amigos se la llevarían
Por decir que suyo era y poseía

Su amigo carroza la convencería
Di es tuya la droga nada pasaría
En años setenta justicia no había
Con dieciséis años mayor ya serías

Ella era inocente nadie lo sabia
Fueron mes y medio allá en Yeserias
Quedaron violarla y matarla, tan niña
Por unos minutos salía o moriría

Deseando morirse, la vida tendría
Culpable su alma, sucia se creía
Los padres enfermos, todo es culpa mía
Otras muchas veces la suerte vendría

Intento morirse, pero revivía
Abuse de todo, morir merecía
No cumplo los treinta, ella lo sabía
Se fueron muriendo los que más quería
Hasta su niñita se le moriría

Sufrió mil abusos tristezas vacías
Tuvo mala suerte que suerte la mía
Ahora es niña vieja, te la encontrarías
Su mejor sonrisa te dedicaría
La paz en tu seno pronto sentirías
Será todo fácil verás que alegría
Con 500 años niña rapaciña.

3 comentarios sobre “Niña rapaciña. marcada por la injusta justicia”

  1. Alexis. El cultivo del verso de Arte Mayor metrificado es un poco difícil, mas tú lo logras en gran medida. Tu poema tiene una muy buena cadencia y los cuatro acentos por versos le dan una musicalidad que cautiva. Las 12 sílabras métricas de cada verso le dan contundencia a la expresión que encierran, aunque a veces, en algunos de ellos la rompes.(Ahora es niña vieja, te la encontrarías. 13 sílabas)
    En cuanto a la rima no es prudente encadenarla. Si me permites un consejo no es conveniente caer en ello. Los grandes cultores de la poesía así lo aconsejan. Tú tienes fuerza y carisma. Sigue construyendo y escalando peldaños. Si así lo haces llegarán muy alto.-

Deja un comentario