Preguntas del dispárate (Entrevista)

Me encuentro con Miguel Ángel en la Capilla Sixtina; estamos sentados en el suelo por eso de que los butacones tienen demasiados polvos encima de ellos. Pregunto y responde o responde y pregunto porque, a la hora de la verdad, da lo mismo que lo mismo da.

Diesel.- ¿Qué hace un pintor como usted en un lugar como éste?

Miguel Ángel.- Dormir. Esto es más aburrido que calafatear el barco de Los Argonautas.

Diesel.- ¿Cómo comenzó su afán por pintar como un loco?

Miguel Ángel.- Mi locura me entró camino de Génova. Me encontré con Genoveva y ya no pude resistir más.

Diesel.- ¿Qué le pasó con Genoveva en Génova?

Miguel Ángel.- Que me dio unas calabazas más grandes que el Coliseo de Roma. Fijate si serñían grandes las calabazas que me dio, por feo claro está, que ya no he vuelto a levantar la cabeza.

Diesel.- ¿Es por eso por lo que camina siempre mirando al suelo como un filósofo en crisis?

Miguel Ángel.- Por eso mismo. No quisiera yo encontrarme con otra Genoveva en Génova o con una Pisonera en Pisa para no volver a ser pisado.

Diesel.- ¿Tanto le afectó a su ego?

Miguel Ángel.- Mi ego es mío y de nadie más.

Diesel.- De acuerdo. No le robaré su ego. ¿En qué ciudad trabaja usted más a gusto?

Miguel Ángel.- En la aldehuela de mi abuela.

Diesel.- ¿Qué aprendió de las calabazas que le han dado en su vida?

Miguel Ángel.- Aprendí a conocerme mejor y resulta que soy solamente un calabacín feo por supuesto lo cual ya es suponer.

Miguel Ángel se me viene abajo…

Diesel.-Cambio de tema porque le veo un poco vegetaloide. ¿Qué principio se debe tener en cuenta a la hora de pintar tontera y media?

Miguel Ángel.- El único principio que yo he aprendido es que no te metas a pintor si te lo pide un prior.

Diesel.- ¿Qué quiere decir eso?

Miguel Ángel.- Que los de la Iglesia te pagan menos que a un canario con dieta de adelgazar. No sé si es justo pero ellos dicen que sí.

Disel.- ¿Justo?

Miguel Ángel.-Eso dicen.

Diesel.- ¿Le gusta el alpiste?

Miguel Ángel.- Alguna que otra vez le he dado al alpiste para salir del paso.

Diesel.- ¿Cómo le gustaría que se le conociese? ¿Como un genio o como un don nadie?

Miguel Ángel.- Como un don nadie porque soy un don nadie. ¿Tú crees que siendo Buonaroti se puede tener Buenasorti? Pues no. Es parecido pero no.

Diesel.-¿Me puede decir alkguna metáfora más o menos art´sitica?

Miguel Ángel.- Cabeza hueca.

Diesel.- ¿Y cuando usted se encuentra sin curre qué le ocurre?

Miguel ángel.-Me dedico a recoger el romero. Lo digo porque cuando curro romero hago espantadas.

Diesel.- ¿Quién se merece, de verdad, ser pintado?

Miguel Ángel.- Don Gil de las Calzas Verdes. Voy a ver si me lo encuentro y le apetece un retrato.

Diesel.- ¿A quién le regalaría usted un cuadro suyo?

Miguel Ángel.- A mi peor enemigo.

Diesel.- ¿Y cómo será la pintura del futuro?

Miguel Ángel.- Pegotes. Muchos y simples pegotes. Hay mucho futuro para los que se tiran pegotes en esta profesión?

Diesel.- ¿Podrñia predecir alguno?

Miguel ángel.- Por ejemplo, Pablito «el de las malagueñas».

Diesel.- El que a buena brocha se arrima…

Miguel Ángel.- Bien servido queda.

Diesel.- ¿Quéle ndicen los ciervos?

Miguel Ángel.- Todavía no les entiendo. Cuesta mucho pintar los cuernos que tienen.

Diesel.- Hablando de cuernos. ¿Es usted fiel?

Miguel Ángel.- ¡Mi madre! ¡Vaya pregunta! Prefiero no decir ni pío por si las moscas.

Diesel.- ¿Qué mosca le gusta más?

Miguel Ángel.- La mosca tel. Si te das cuenta de tel sale la tela y cuando hay tela hay muchas moscas a tu alrededor. ¡Me encanta cazarlas a sobaquillo!

Diesel.- ¿Con qué cuadro sueña?

Miguel Ángel.- Con el cuadro de hortalizas de mi tio abuelo Benitini el Viejo padte de Benitini el Joven de Pisa… morena por supuesto…

Diesel.- ¿Le gusta ser pintor?

Miguel Ángel.- Preeferiría mil veces haber sido canastero.

Diesel.- ¿Por qué canastero?

Miguel Ángel.- Para poder jugar a la canasta con la Princesa de Éboli antes de que se quedara tuerta.

Diesel.- ¿Le duele no haber sido canastero?

Miguel Ángel.- Me duele no haber sido Príncipe.

Diesel.-¿Qué Premio le gustaría recibir?

Miguel Ángel.- Uno de otro Planeta. ¡Sería lo máximo que se ha visto en la Tierra!

Diesel.- ¿Le han sacado alguna vez a hombros como a los toreros?

Miguel Ángel.- Pues sí. Fue en la Plaza de Fontanarosa y lo hicieronpara tirarme a la fontana que, por supeusto, era rosa.

Diesel.- ¿Tiene algo que ver la pintura con la polñitica?

Miguel ángel.- Solamente lo de tirarse pegotes.

Diesel.- ¿Cómo le gusta el pastel?

Miguel Ángel.- Poniendo una guinda en la punta del pincel. Tú ya me entiendes.

Diesel.- ¿Se puede saber cuándo vas a terminar esto de la Capilla Sixtina?

Miguel Ángel.- Cuando lleguue el capellán.

Diesel.- ¿Qué capellán?

Miguel Ángel.- Como es la Sixtian me estoy refiriendo a Don Sixto.

Diesel.-¿Don Sixto?

Miguel Ángel.- Sí. Don Sixto Severo Sexto, sucesor de Don Sixto Severo Quinto, sucesor de Don Sixto Severo Quarto, sucesor de Don Sixto Severo Tercio, sucesor de Don Sixto Severo Secondo, sucesor de Don Sixto Severo Primo. En definitiva, para no ser tan cansino, que m,e debe dos años de soldada pero como viene siempre con soldadas pues no me atrevo…

Diesel.-¿De qué vive entonces usted?

Miguel ángel.- De Las Ventas.

Diesel.- ¿Es que le gustan los toros?

Miguel ángel.- No; pero me encanta vender abonos.

Diesel.- ¿Qué abonos son los mejores para pintar bien?

Miguel Ángel.- Los de gamo silvesttre.

Diesel.- ¿Ha pintado usted alguna vez ramos?

Miguel Ángel.- He pintado algunos ramones pero si te refieres a los bananos todavía no pero me gustaría intentarlo.

Diesel.- ¿Entiende a los románticos que se suicidan?

Miguel Ángel.- Por eso lo digo…

Diesel.- ¡La estocada final, maestro!

Miguel Ángel.- Me duele el coco de ser tan genio.

Me levanto rápidamente del suelo y me largo antes de que él pueda reaccionar y me mande a hacer puñetas. La entrevista está caliente y prefiero que llegue caliente a la Redacción; así que no espero a que se enfríen demasiado los sesos del genial Miguel Ángel y ya vuelo directo hacia Madrid.

Deja un comentario