Trinidad y Tovago (teatrillo virtual).

Acto Primero.

Escenario: Una habitación y una cocina separadas por un tabique. En la habitación está tumbado Tovago. En la cocina está pelando patatas Trinidad.

Trinidad.- ¡Que ya son las once, haragán!. ¡A ver si te levantas por fin del catre!.

Tovago.- ¡Es que he nacido vago y cansado, Trini de mi corazón, vida mía!.

Trinidad.- ¡Ni corazón ni vida mía!. ¡A ti lo que te pasa es que nunca te han sabido domar pero yo te domaré!. ¡Vaya que si te domaré so vago!.

Tovago.- ¡Tovago!. ¡Me llamo Tovago y no so vago!.

Trinidad.- ¡Ya lo veo… ya lo veo… Tolomeo!.

Tovago.- ¡Efectivamente, Trinidad!. ¡Soy Tolomeo Tovago y Cabezón para servirte!.

Trinidad.- ¿Para servirme?. ¿Se puede saber, de una vez por todas, para qué me sirves tú?.

Tovago.- Pues, entre otras cosas, algo que me callo por la prudencia.

Trinidad.- ¿Prudencia?. ¿Has dicho Prudencia?. ¡Quién es esa pelandusca!.

Tovago.- Que no, Trini de mi corazón… que no… que trinas demasiado pero no…

Trinidad.-¿Tú crees que me la estás pegando con la Prudencia, so haragán?. ¡Pues para que te enteres de una vez o de dos veces o de tres, yo conozco a Pepe!.

Tovago.- ¿Pepe?. ¡Quien es ese Pepe que me lo cargo!.

Trinidad.- ¡Eso… eso… dedícate a cargar, de vez en cuando, los diez sacos de papas que tenemos en el cobertizo para ver si adelgazas de repente, barrigón!.

Tovago.- ¿Yo barrigón?. ¡Soy Cabezón y no Barrigón!. O sea… ¡que además resulta que ese tal Pepe es papá!… ¿Papá de quién?. ¡Esto me huele a chamusquina!.

Trinidad.- ¡A cuerno quemado diría yo mejor!.

Tovago.- ¿También a cuerno quemado, Trinidad?.

Trinidad.- ¡Déjate de Trinidad que ya tienes edad!. Pero bien, Tolomeo Tovago y Cabezón… ¿tú crees que yo me paso todo el santo día en una esquina?. ¡Nada de eso!. ¡Yo voy directa al asunto y sanseacabó!.

(Se baja el telón del Acto Primero).

Acto Segundo.

Escenario: El mismo del Acto Primero y con el actor y la actriz haciendo lo mismo.

Trinidad.- !Que ya son las doce, so haragán!. ¡A ver si te levantas del catre!.

Tvago.- Espera un momento, Trinidad. Eso mismo lo dijiste a las once y no está bien repetir.

Trinidad.- ¡Y más veces que te lo voy a repetir, so haragán!.

Tovago.- ¡De haragán nada!. ¡Que soy de Aragón sí que sí pero que soy haragán no que no… lo que sucede es que a veces soy agarrón!.

Trinidad.- ¡Pues como te agarre yo un día de estos que me entre la historia te vas a enterar tú de lo que vale un peine que además de calvo te pareces al Señor Barriga del Chavo del Ocho!.

Tovago.- ¿La historia?. ¿Qué sabes tú de la historia?. ¿No habrás querido decir la histeria?.

Trinidad.- ¡He dicho la historia de la cual tú no sabes ni la mitad de la mitad de lo que sabe Pepe y como te agarre con la Prudencia, con toda la Prudencia que tú quieras, de verdad que pasas a la historia!.

Tovago.- ¿Como Napoleón Bonaparte o como Curzio Malaparte?.

Trinidad.- ¡Pues ni como uno ni como otro sino en un capítulo aparte!.

(Se baja el telón del Acto Segundo).

Acto Tercero.

Escenario: el mismo y con el actor y la actriz haciendo lo mismo.

Trinidad.- ¡¡Se acabó!!.

(Se baja el telón del último Acto con Trinidad cogiendo su bolso y saliendo del escenario mientras Tovago sigue metido en la cama).

FIN.

Deja un comentario