Celos a Morir

Pues sí,
Cada que a|guien se te acerca
A mi
Me salen llamas
Cada que alguien te mira
Y implosiono
Cada que alguien te toca
Se evapora mi sonrisa
sé que es absurdo, tonto y sin sentido
Pero no puedo evitarlo
Por más que lucho
La triste realidad del no poder tenerte
Miserable el silencio que me consume
Cada que alguien te abraza
Yo me enciendo
Y si tú le correspondes
¡Yo me muero!

4 comentarios sobre “Celos a Morir”

  1. Que bien poder volver a leer algo tuyo, amiga mejicana… y en verdad que cada quien que nos conoce arranca sensaciones diversas. Depende de quien sea cada quien y depende de quiénes seamos nosotros. Un abrazo cordial, Dinora. No dejes nunca tu sonrisa en el olvido.

Deja un comentario