Mírate

Miro sin mirar atrás, con perspectiva, con objetividad… Recapitulando aquellos momentos y aprendiendo algo nuevo de vez en cuando… a ser más cauta, a sacar el jugo de toda granadina y de ahí lo más dulce y melancólico a la vez.

Miro sin mirarme en el espejo engañabobos de la gente y me centro en mis ojos, en mi alma, en esa parte del cuerpo que nos deja ciegos, sin aliento y nos devuelve a la vida… Observo a nuestro copiloto de viaje, a mi corazón.

Miro, sin dejar de mirar al pasado, y me centro en el presente tibio y dejo que el futuro me de cualquier tipo de sorpresas. Intentaré aprender de ellas.

2 comentarios sobre “Mírate”

  1. mirémonos!.. claro que si, aprendamos de nosotros, hagamos ese alto y movámonos. Es una buena fecha para hacerlo, analizar las veces que caimos, que sangramos, que reimos, y examinar las deicisiones hechas, y las que no hicimos. Muy cierto eso, de que a veces nos vemos en el espejo y miramos nuestros ojos, como cuesta a veces ser objetivos con nosotros mismo verdad. Saludos Cristal..

Deja un comentario