Medley

¿Qué puede pasar si junto todos mis deseos?
Si luego vas y apareces tú, mi Luthier del sentido.
Tú, que has inundado los lugares,
tú, que lo has convertido todo en inspiración.
Y qué vamos a hacerle, si es que últimamente ando algo perdido, si te necesito.
Si las letras seguirán saliendo solas,
y esa música, a la que se sigue esperando,
quizás pase a visitarnos de vez en cuando
o quizás no llegue nunca.
Seguirás siendo mi ilusión en voz baja
surgida de un premeditado descuido impulsivo
y cada día esperaré a que me vuelvas a entregar el corazón sin que te lo hubiera pedido.

Me guardaré esos pequeños Te Quiero de cada vez,
y dejaré de perdonártelo todo,
porque como quizás no lo merezco, no me haces destino,
pero si no me acompañas, yo me hago el camino…
A pesar de haber visto ya -creo que- lo peor de tí, aún siguen aquí todas esas ganas de transgredir todos esos límites antes imaginarios que al volverse ahora reales deseo traspasar más que nunca.
A tí te daba igual perderme, pero a mí no -Si tengo mi universo es porque lo necesito. Todos somos héroes en busca de auxilio-.
Tú, mi falso héroe y mi verdadera decepción.
Y qué vamos a hacerle si de un tiempo a esta parte me cuesta tanto, tanto… Me cuesta tanto no amarte.
Ojalá algún día nos volvamos a descubrir y nos revelemos todo lo que tus ojos callan y todo lo que los míos te gritan y tú esquivas con cada mirada.
Te pido perdón porque algún día te miraré a los ojos impasible y radical y te diré… «Sí, me he enamorado y ¿qué pasa!?»
Al menos si pierdo… Lo diré bajito

2 comentarios sobre “Medley”

  1. Me siento tan identificada con tus palabras en este momento de mi vida!!!
    Cuando sabemos que en realidad alguien nos ha decepcionado… es muy cruel. Amar en soledad y esperar el silencio que se llene de miradas y la palbras y caricias que nunca llegarán, porque si en algún momento llegan sabremos que será para mañana seguir sufirendo y lamentandonos por los momentos hermosos, pero al otro dia las veredas son frias las paredes las ventanas el mundo mismo y sus ojos, aquellos ojos lejanos.
    como sigue tu historia?
    muchos cariños, Celeste.-

Deja un comentario