amanece

amanece en el tejaban de los suenos
amanece y el dinosaurio se mece
en la penumbra
saltan rapido dos tres imagenes
de perfil
tu quieto en el rincon del
inconciente
aunque desaparezcan las fantasias
aunque el juego se mezcle
aunque surtan de niquel
los pasos
la poesia seguira su marcha

Un comentario sobre “amanece”

Deja un comentario

Amanece

La realidad se quiebra
en la dulsura de la mañana
de pronto un abejorro me
saluda, el aire frio
se queda en mi nariz
cual fragancia de diciembre
Las mañanas en Acolman
son gratuitas, lo mismo
que fueron para sus primeros
habitantes, los Acolhuas

4 comentarios sobre “Amanece”

  1. Los Acolhuas fue la ultima tribu que salio de Aztlan, y se asento en Texcoco, de ahi su figura se quiebra, es un valle de agua rodeada de piedra, en la cual los señores acolhuas tenian miles de vasallos los cuales les servian y trabajaban para ellos llamdos tlatoanis o tlamantine los que gobiernan con la cabeza o con la lengua porque no habia reyes sino personajes superiores que estaban emparentados todos tenian la linea de los de aztlan y son inumerables leyendas, por ejemplo el del moustruo de la laguna o nutria que salia a las orillas tirando peces y cuando los naturales los agarraban la nutria con su cola que tenia una mano los llevaba al fondo de la laguna y los mataba, por eso le rendian tributo con niños los cuales los sacrificaban en honor a los tlaloques que eran los dioses de la laguna y actualmente en dicha laguna de texcoco se han encontrado infinidad de cuerpos de niños ataviados rodeados de innumerables presentes.
    En la laguna donde desciende
    la tribu de los acolhuas
    se mezclan los cantos con
    el ahuehuete
    se oye el cecerro y los cascables
    de noche se escucha el buho
    y el zensontle pajaro de cuatrocientas voces
    de noche en la laguna
    se esconden los sapos
    para llamar a los
    tlaloques,
    de noche en la laguna

Deja un comentario

Amanece

Amanece y somos dos.
Amanece y es la luz,
crepúsculo de amor,
armonía conjunta,
despertar en silencio de piel.
¿Por qué de la luz?
Es tan extraña.
Te miro a los ojos:
no engañan…
son luz.
Aamanece y somos dos.
Amanece:
Tú y yo.

Deja un comentario