Archivo de la categoría: Poesía

Poesía

MADRE DE ALMA INFINITA (Día de la Madre)

Madre de alma infinita
en tu llanto recojo la luz
que guía mi camino abierto
y tu caricia en mi rostro cansado
me da aliento de esperanza
para seguir andando hacia el mañana.

Madre de alma infinita
que tienes siempre una sonrisa
a veces hasta amarga pero siempre
causa de mi rumbo en esta vida.

Madre de alma infinita
que dejaste tus horas del desvelo
en el centro abierto de mis sueños
hasta quedarme dormido entre tus brazos
y seguir creciendo… creciendo…

Madre de alma infinita
hoy más que ayer y que mañana
más que el cero y el infinito
te doy el beso acompañado
de un sentir toda tu presencia. Sigue Leyendo...

Ni rimas ni leyendas.

No quiero ser golondrina
en un cielo de verano
tampoco nube reflejada
en el azul impávido del lago.

Quiero soñar que soy brisa
que rumorosa llega a tu oído
y de palabras hermosas
encandila tus entrañas.

Quiero ser céfiro en tu desierto,
atravesarlo hasta dar con el oasis
que te ha de devolver a la vida
y hacerte de nuevo fructífera.

Quién fuera arena de tu playa
u oleaje tempestuoso
rompiendo en tu regazo
su burbujeante espuma.

Quién fuera ladrón de tus besos
o coleccionista de tus caricias
en el mundo paradisiaco
que observan tus verdes ojos. Sigue Leyendo...

La otra parte de ti

Hay una parte de ti que me asombra
que me cobija y me aleja
que me busca y me encuentra.

Reconciliadora.

Esa parte de ti me susurra la realidad
bajito, pequeño niño
“Necesitas un baño”

Hay una parte de ti asombrosa
que me endurece dulcemente
que me enternece fríamente.

Luchadora.

Esa parte me dice la verdad
despacito, pequeño niño
“Necesitas amor”

Pero es la otra parte, la extraña
la estrella fugaz con estela
mi particular elección de ti
la que deja huella del río que pasa.

Cayó el último soldado…

Cayó el último soldado
El último bastión
El que nos mantenía fuertes y seguros
Estamos jodidos
Estamos perdidos
Ya nadie nos levantará de nuevo
Ya nadie pensará en nosotros otra vez
Ahora estamos bien pero bien jodidos
Pero esperen…
Entre la multitud alguien se levanta rendido
Otro toma coraje y se levanta semierguido
Un tercero se pone en pie
Otro más pega un salto
Y más y más y más se ponen en movimiento
Huuuu, chiquilines… a tomarse el asunto con calma
No es momento de actuar
Es momento de pensar
Meditemos
Hermanos

Mario Pires
Maldición Poeta Sigue Leyendo...

VICTIMA/RIO

«De la cárcel se sale, del cementerio no»
Dijo un criminal en la TV de espaldas a la cámara para no dar la cara
Andaba de casa en casa, violando intimidades, llevándose lo más preciado
Andaba a los balazos reventando gente, mejor reventar que ser reventado

¡Pobres los pobres!
¿Qué necesitan los necesitados?
¡Hay que defender los indefensos!
¡Son el eslabón más débil de nuestra sociedad!
Dijo un político en la TV dando la cara, sin cara no hay votos

¡A la hoguera!
¡A la mazmorra!
¡Al castigo final!
¿Silla o gas?
Dijo el más justo entre todos los justos (o al menos eso creía él) Sigue Leyendo...

ATRAVESAR EL JARDÍN

Habitamos la penumbra de una palabra callada.
Arena fría y quemada en forma de pedestal,
cristal que aloja la lágrima de un no suspiro.
Miro y a la vez…no miro, pues la densidad del mirar
aleja el viento, el pensar, el sentimiento.

Habitamos un jardín, donde la roca ubicada en su lugar,
alejada del jazmín y la rosa,
se transforma en mariposa en flor o calor de una tarde.
Arde la penumbra, una vez más,
y se dilata la esperanza del ciprés, presente en la muerte
de cuerpos desgastados.

Habitamos, animados por la voz de un silencio compartido,
el desprevenido acto que torna la brisa en huracán: ira,
que mira sobre la sobriedad inventada de quienes no temen
ser simplemente lo que son.
Canción triste en un jardín, donde rocas son mariposas,
y rosas esculturas de venus maniatadas. Sigue Leyendo...

Ciudad en Calma

A estas horas de la madrugada,
El sabor de las noches cálidas,..
Me trae a la memoria,mis primeras noches,
En aquella ciudad Escorpio,Barcelona,
Cuando transnochaba y olia el mar,
Aún en la distancia,
El amor hizo acto acto de presencia,
Y me ardía el Alma,
Cuando la ciudad,estaba en calma

SOLO DOS OJITOS

Ojos no tengo atrás
(Sólo el ojo del culo pero ese no cuenta por no-vidente)
Ojos no tengo ojos atrás
Igual te intuyo
Escucho tus pasos siento por dónde vas
Ojos no tengo atrás
Espero el momento y no huyo
Ojos no tengo atrás
Pero manipulo
La cuarta pared
El plano inclinado
La mirada universal
El tercer ojo
(Que reitero no es el ojo del culo)
Los 360 grados
El sexto sentido
La percepción
La intuición
El presentimiento
Ojos no tengo atrás
Igual sé que por ahí estás

Mario Pires
Maldición Poeta

Poema 2

Perdona mis cambios.

Me da tanto miedo

acogerte entre mis brazos,

como he querido hacer

con el bebé que vive dentro

del corazón de mi padre

que, a veces,

me asusto…

mucho.

LO QUE LA TARDE LLEVA

No apresures el movimiento imposible de los astros,
ni señales nube que no cumpla tu deseo,
ni derrames lágrimas, que al suelo ciegan
y nacen fuentes.

Dame la voluntad creciente de un amor
que acuna entre la espuma lunar de un beso en el silencio.

¡ Cómo, pudiendo haber perdido el horizonte,
herido de amor, renaciste en primavera !

Vez primera en la que el decir giró en vertiginoso
movimiento y nació vida,
verde esperanza que acaricia las espumas de mar,
las altas hierbas y la diminuta flor
que tu nombre lleva.

Y al caer la tarde, hoy presente, como tantas veces,
el silencio de tus pasos marcará el ritmo de las horas,
las estaciones cambiantes y los cantos sublimados de las aves. Sigue Leyendo...

LAS OLAS

LAS OLAS SUSURRAN C ANCIONES PROHIB IDAS MI MENTE DIS`PA SU AROMA ME ENCIERRA SU FUERZA HERCULEA JUEGA CON MI MUNDO ROMPE DESCAB ELLADAMENTE ATROZ HACIA MI INTEROR QIUE TE ESPERA CON PASION

Despacio,corazón,despacio

Despacio,corazón,despacio..
Susurra en silencios lo que hacer,
Mi corazón firme,mi cuerpo lento,pero con pasos seguros que guían al pie.

Despacio,corazón,despacio..
Un beso dulce,húmedo,cercano,trae a mis labios el amanecer,
Caricias,miradas,reales,tiernas,acercan el mundo bajo mi sien,
Son reales?..busco el sol y sus reales rayos..
Son verdad?Busco una verdad tan humilde, bella, sana y perfecta como para calentar mi alma.
Mis manos trazaran el hueco humilde…bello…sano y perfecto,donde encontrar la calma.
Y seguiré buscando y seguiré suspirando,si ese hueco,donde pararme a descansar aun no lo hallo. Sigue Leyendo...

AUSENCIAS DE ESPUMA

Crece entre la confusión de tus días;
es la poesía de la taza en la mano y el humo en la nariz.
Bastan dos pasos para salir al encuentro de ese movimiento
que perpetúa la ciudad.
No ignoro la dureza de cualquier acto:
todo es gratuito en la mente de quien siente
formar parte del mañana.
Las efímeras esperanzas de unas letras sobre un texto,
configuran el pretextos de jugar,
una y mil veces,
a ese digno regresar,
los intereses de hacer de las palabras un mensaje,
paisaje de amor, verso, cuento breve…
Levedad leve de quien advierte su tibieza.
Si vienes verás. Sólo palabras como singulares
semejanzas con sonidos de lugares.
Mi propio sentido del decir, es un juego,
y al venir, nada puedo ofrecer, sino esos lados
donde la sutil geometría del hacer poesía
configuran el espacio consagrado a ti:
presencia virtual que lee, pasa, se aleja o deja
un escalón, comentario, en un renglón
de lo que, hoy es un poema para ti. Sigue Leyendo...

Croma

Cada vez que los vitrales son mirados, se piensa y no se piensa.
Hablemos ahora de un pequeño grupo compuesto por pensantes, no son todos, pero son los que son.
Para ellos los pequeños vidrios coloridos producen curvaturas fascinantes, que junto a los hermosos colores…
Hablemos ahora de curvatura y colores: ¿qué sería del mundo sin colores? pues nada, claramente, no le veríamos.
Y si no le viéramos… imaginémoslo un segundo, solo uno para no hacer de la experiencia angustiante…
Es entonces cuando emergen las curvas. Las curvas podrían salvarnos de la extinción por su comunión sagrada con nuestro tacto.
El tacto, tibio contacto… los pensamientos y sensaciones fundamentales, el amor, el cariño, el deseo, el odio…
La construcción completa de un ideario y civilización humana sostenida en la carnalidad del tacto, y en esas curvas… benditas curvas que permiten abrazarnos y hacer calzar los cuerpos como piezas de puzzle, como engranaje cósmico. Sigue Leyendo...

Madrasa

Todo el tiempo que invierto en ti, es tiempo bien invertido. A través de tus ojos, contemplo esa sabiduría oculta, y el ansia de aprenderla, a través de los mios, se manifiesta fugazmente.
En tu serenidad encuentro conocimiento, en tu respirar sosegado y en el movimiento de tus dedos sobre el aire, objetos y cuerpos, como deslizándose sobre el papel de mi lectura. También tú, atenta y curiosa, aprendes de mi sabiduría. Tus pensamientos son la madrasa* de mis pensamientos, así como los mios lo son para los tuyos. Alcanzando el continuum de energías, de cuerpo a cuerpo, de alma a alma.
Maestra y aprendiz, tu papel conmigo es sagrado, no existe una relación que optimice nuestro conocer ni nuestra felicidad mas que la relación que coabordamos. Sigue Leyendo...

Caliú

Con frecuencia necesita algo, alguien.
Con que, con quien, salvar el momento.
El instante de incredulidad frente a la vida.
Cuando la contemplación decae y su alma se entierra.
Lo reconoce: hay cierta monotonía asesina.
Pero adora volver a ciertas memorias.
Ciertas melodías se encargan de…
Salvar el momento.
Encausar el trote.
La pausa es justa, es necesaria, pero la marejada llama.
Hay una cierta dinámica sombría y contraproducente en su mente.
Estará a salvo, por suerte, cuando el mundo lo note…

El poeta

En la curvatura silenciosa del destino

se pierden los pasos del poeta,

plumas errantes buscando razones,

inventando rimas y métricas,

voces enredadas en una tupida tela de araña,

ahogadas,

calladas.

Versos complacientes

vertidos en cascadas de palabras

piden rescate a un mundo de oídos sordos,

poemas perdidos en la noche de los tiempos.

Quietud,

silencio.

No hay melodías que aviven los sentidos,

tan solo el clamor resurgiendo

del interior del herido poeta:

¡Sin poemas no vivo…

…sin palabras muero!

Gritos desgarrados que sangran las conciencias.

¿Quién se llevó presa la Luna, musa de los poetas? Sigue Leyendo...

all..

La melancolía invade mi corazón mi mente y mi cuerpo, como evitar transportar mis pensamientos al pasado? como no sonreír al recordar tus caricias? como no sentir en mis labios tus besos tiernos y fugitivos? cómo hacer para mirar mis manos y no recordar las tuyas? que hacer para no encontrar en tu aroma mi adicción? ni una palabra, entre tanto llueve, hace frio, y llegan más recuerdos sentimientos inútiles, desespero, nervios; quizá algo de música me relaje, me distraiga, fallido intento, hay algo que no me deja en paz; leer, gritar, bailar, nada, nada funciona ningún intento es válido; estoy lejos de las tablas no aguanto más miro el teléfono, te llamo? No, me arrepiento, voy a la ventana , miro caer el agua, las personas pasan corriendo, otras trabajan ;cumplen su función, hay quien camina pensativo… y yo; si yo aquí, sin saber qué hacer, me decido, te llamo, te escucho, se siente la sangre llegando al corazón , vuelvo a respirar, mis manos tiemblan, dos minutos hablando contigo y la adrenalina por mi cuerpo al 100% llega a cada a poro y me estremece, dos minutos en los que soy eternamente feliz, solo por oír tu voz. Sigue Leyendo...

a un poeta….

El es imprescindible siempre buscando una forma de revolución, su cabello negro lacio demuestra la más grande insignia de rebeldía; sus ojos esconden un gran misterio, al final de su mirada hay un tesoro y para llegar a el se tiene que caminar por el largo sendero cristalino y solemne de su inocencia su piel cubre la monótona y aburrida apariencia de la infelicidad, sus labios besan el triste recuerdo del amor, sus manos derrochan ardientes e intrépidas caricias de ilusión y por sus venas corre la sangre indeleble y melancólica agonía de una sonrisa enigmática que provoca en su ser las más tiernas y profundas lagrimas de desilusión; pero aun a si su boca suelta una embriagante y encendida risa que deja desprender las ansias infinitas de alcanzar su más preciado sueño y la ilustre expresión de su cara y de su alma al presenciar el adiós del sol despeja en mi cualquier duda que hubiese tenido al pensar que no os parece en lo mas mínimo al niño rubio, curioso y sonriente que cuido celosamente a su flor y que ahora duerme profundamente en el yerto, yerto en el cual silenciosamente ríen las estrellas y lloran los poetas. Sigue Leyendo...

«Traición, engaño e ilusión»

¿Recuerdas la manera en que reímos anoche?, fue tan maravilloso como tu ego. Anoche también podíamos sentir ese mágico olor a noche fresca, que nos lleva a cerrar los ojos y dejarse llevar por el miedo, ese miedo que te hace temerle a tu misma sombra, y levanta de un golpe tus mayores sueños dulces.
Cuando ya se hacía tarde comenzó a callar la habitación, dejando que la noche hablara sola, y que ésta relatara silenciosamente sus cuentos de amistades perdídas; yo levante mi copa hacía arriba, así cogiendo el negro licor nocturno.
La noche se despedía, comenzaban a caer fragmentos de madrugada en nuestros rostros, pero con esto, no quise lidiar, y te golpeé las ideas con una botella, pero tú no sangraste, si no que, solamente lloraste… si no te lo golpeaba yo, el tiempo lo haría de todas formas. Sigue Leyendo...

Acá…

Acá
¿se puede almorzar?
Acá
¿se puede comer bien?
¿y de postre que van a traer?
¿de bebida que tenemos?
agua mineral
¿con o sin gas?
¿los cubiertos están limpios?
¿los vasos en este día tendrán manchas?

La bemol

La música es un lenguaje que todo el mundo entiende y
sin embargo,
aquí seguimos oyéndonos desafinados,
porque ya,
hasta con aparatos
no nos encontramos a tono.

Ni el tono adecuado.

En casa de la abuela,

Un niño pequeño llora.
Está sentado en el suelo, sus cabellos algo desordenados.
¿Estará diciendo?: “¡Tengo hambre!”

Una Cazuela llena de comida. Humeante. Recién cocinada.
La criatura llora, sigue.
¿La criatura estará diciendo?: “¡Tengo Hambre!”

La comida va cayendo sobre un plato.
El niño sentado en el regazo de la abuela empieza a comer y ha dejado de llorar.